La interpretación aclara que las auditorías internas de los sitios participantes podrán llevarse a cabo de forma remota en los casos en los que el coronavirus COVID-19 presente un riesgo para la salud o impida viajar al sitio en cuestión debido a las restricciones sobre los viajes.

Asimismo, aclara que las auditorías iniciales de los nuevos solicitantes no podrán reemplazarse por auditorías remotas, se ofrece la opción de posponer la auditoría interna y la responsabilidad de documentar cuándo se aplica esta interpretación.

La interpretación es válida hasta el 31 de diciembre de 2020 o hasta que se retire.

Puede acceder a todos los documentos normativos en el Centro de Documentación FSC.